La Unión Europea apoya la propuesta de Irak de celebrar una conferencia regional en el contexto de las crecientes tensiones entre EEUU e Irán.
Todas las iniciativas que paralicen la guerra en curso, será bienvenida.